www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CAMBIO CLIMÁTICO

Expertos sitúan en 2035 el "punto de no retorno" para combatir el cambio climático

Expertos sitúan en 2035 el 'punto de no retorno' para combatir el cambio climático
Ampliar
(Foto: Pixabay)
EL IMPARCIAL
jueves 30 de agosto de 2018, 16:40h
La cuota de renovables debería aumentar al menos un 2 % anual antes de 2035 para tener alguna posibilidad.

Si los gobiernos no actúan decididamente antes de 2035 para luchar contra el cambio climático, la humanidad podría atravesar un punto de no retorno, después del cual sería poco probable limitar el calentamiento global por debajo de los 2 ° C en el año 2100.

Según un nuevo estudio realizado por científicos del Reino Unido y los Países Bajos, la fecha límite para limitar el calentamiento a 1.5 ° C ya ha pasado, a menos que se emprenda una acción climática radical, algo que, al menos a corto plazo tampoco parece demasiado probable.

Los autores de este nuevo trabajo (que se publica este jueves en la revista de la Unión Europea de Geociencias) aseguran que los plazos para tomar medidas son "muy estrictos", como explica Henk Dijkstra, profesor de la Universidad de Utrecht en los Países Bajos. "Llegamos a la conclusión de que queda muy poco tiempo antes de que los objetivos de París (limitar el calentamiento global a 1,5 ° C o 2 ° C) se vuelvan inviables incluso con drásticas estrategias de reducción de emisiones".

Dijkstra y sus colegas del Centro Utrecht de Estudios de Sistemas Complejos y de la Universidad de Oxford (Reino Unido) querían encontrar el "punto de no retorno" o plazo para la acción climática: el último año posible para comenzar a reducir fuertemente las emisiones de gases de efecto invernadero antes de que sea demasiado tarde para evitar un cambio climático peligroso.

"El concepto de 'punto de no retorno' tiene la ventaja de contener información temporal, que consideramos muy útil para informar sobre la urgencia de tomar medidas climáticas", indica Matthias Aengenheyster, investigador doctoral de la Universidad de Oxford y autor principal del estudio.

Usando información de modelos climáticos, el equipo determinó la fecha límite para emprender acciones que palien el calentamiento global (con una probabilidad del 67%) por debajo de los 2 ° C en 2100, en función de lo rápido que la humanidad pueda reducir las emisiones usando más energía renovable.

La solución pasa por las renovables

Suponiendo que pudiésemos aumentar la cuota de energía renovable en un 2 % cada año, tendríamos que empezar a hacerlo antes de 2035 (el punto de no retorno). Si tuviéramos que reducir las emisiones a un ritmo más rápido, aumentando el porcentaje de energía renovable en un 5% cada año, compraríamos otros 10 años.

Los investigadores advierten, sin embargo, que incluso su escenario más modesto de acción climática es bastante ambicioso. "La proporción de energía renovable se refiere a la proporción de toda la energía consumida. Unas cifras que han aumentado al 3,6% en el transcurso de las últimas dos décadas. Muy por encima del incremento de las renovables.

"Teniendo en cuenta la lentitud de las transformaciones políticas y económicas a gran escala, todavía se justifica una acción decisiva ya que el escenario de acción modesta es un gran cambio en comparación con las tasas de emisión actuales", comenta Rick van der Ploeg, profesor de economía en la Universidad de Oxford

Para limitar el calentamiento global a 1.5 ° C en 2100, la humanidad tendría que tomar potentes medidas climáticas mucho antes. Dispondríamos de menos de una década, hasta el año 2027, para aumentar la proporción de renovables a una tasa del 5% anual, puesto que ya hemos excedido el punto de no retorno para el escenario más modesto, donde el porcentaje de renovables aumenta en un 2% cada año.

La eliminación de los gases de efecto invernadero de la atmósfera, mediante el uso de la tecnología de "emisiones negativas", podría comprarnos un poco más de tiempo, según el estudio. Pero incluso con fuertes emisiones negativas, la humanidad solo podría retrasar el punto de no retorno entre 6 y 10 años. "Esperamos que 'tener una fecha límite' pueda estimular el sentido de urgencia de actuar por los Gobiernos y responsables políticos", concluye Dijkstra. "Queda poco tiempo para alcanzar los objetivos de París".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios