www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Y DIGO YO

¿Después de la tempestad, la política?

martes 22 de octubre de 2019, 20:10h

Que los independentistas que salen a la calle a manifestarse y los que desde los platós defienden las tesis separatistas falten al respeto, insulten, llamen “perros” y lancen basura a los policías a los que la ciudadanía y las leyes han otorgado el principio de autoridad y que trabajan y velan y se juegan la vida por la seguridad de todos, puede entenderse (que no compartirse) desde ese odio visceral producto de años de maleducación escolar, social y mediática. Que añadan a toda esa pila de improperios tornillería, bolas de acero, piedras, adoquines o extintores es hablar de otra cosa más seria.

Pero que no se atiendan las necesidades básicas de esos agentes, que nos han avisado de una situación que se desbordaba, que nos han contado cómo no se esperaban una reacción tan desmedida frente a las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, a todas luces en inferioridad numérica, y que, precisamente, no se hayan reforzado sus medidas, no es admisible por parte de quien, aparte de gestionar la crisis, tiene que velar por la integridad física de los policías.

Aplaudo cuando el vicepresidente de la Generalitat, es decir, el número 2 de Torra, exige que la Policía actúe en Cataluña con los criterios de proporcionalidad, congruencia y oportunidad. Es de agradecer que el señor Pere Aragonés se preocupe por la seguridad de los policías, ya que, aplicando este discernimiento, habría que haber duplicado los efectivos, llamar a la Guardia Civil, preparada para actuar pero escondida, y aumentar las medidas para evitar lo que ha estado una semana sucediendo en las calles de Barcelona por las noches.

Comentarios sectarios y de mal gusto aparte, es más grave que desde el Ejecutivo o desde el Ministerio o desde la Delegación del Gobierno no se haga más por procurar que los policías de todos no se tengan que jugar la vida. Estoy seguro de que si nos han llegado mensajes de auxilio a la ciudadanía desde los agentes allí destinados, en estos departamentos responsables tienen informes de lo complicado que ha resultado contener a estos grupos especializados en la guerrilla urbana.

Ya tenemos constancia de la intención por parte de alguna asociación o sindicato policial de poner una denuncia por el operativo en Cataluña, por la falta de medios humanos y materiales que ha puesto en serio riesgo a los policías destinados. Y ya tenemos la certeza de que a quien manda le da igual. El Gobierno desapareció cuando más se le necesitaba después de dejar para una auténtica guerra un dispositivo policial de 1.500 efectivos, es decir, los mismos que para un partido de fútbol entre los dos equipos que más afluencia reúnen en España.

Las encuestas auguran una buena subida del PP. Llevan bastantes semanas con esta tendencia. Su papel moderado en los últimos meses parece que le está dando buen resultado y si algunos sondeos ya “dan” un número superior a los 100 escaños a los populares, desde el propio partido hablan de la posibilidad de alcanzar el empate técnico con el PSOE en breve.

Nadie sabe qué pasará el 10N ni qué efecto tendrá la estrategia de Pedro Sánchez con Cataluña en un electorado que cruza todavía los dedos para que, al final, no haya ningún muerto que echar a las crónicas. El problema es cuando dicen que van a volver a intentarlo, que todo esto se repetirá de nuevo y que si el pueblo catalán quiere un referéndum de autodeterminación, al cielo con él.

¿Actuará el Gobierno ahora que Quim Torra lanza un nuevo órdago al sistema y a España? Todo el mundo espera ya el conejo de la chistera, el nuevo truco que haga al PSOE remontar y acercarse a la mayoría absoluta y, de paso, dar alguna esperanza de que se hace algo, sobre todo ahora que los policías vuelven a casa entre vítores.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.