www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

PABLO CASADO

El PP apoyará el estado de alarma si dura ocho semanas, pero el Gobierno lo rechaza

El PP apoyará el estado de alarma si dura ocho semanas, pero el Gobierno lo rechaza
Ampliar
(Foto: EFE/Mariscal)
lunes 26 de octubre de 2020, 13:01h
Cree que hay "aspectos" del real decreto que podrían ir "contra la Constitución".

El presidente del PP, Pablo Casado, ha puesto dos condiciones al Gobierno para apoyar el nuevo estado de alarma. Uno es acortar el tiempo de aplicación, de seis meses que plantea el Ejecutivo a ocho semanas. En ese tiempo, Casado cree que daría tiempo a estabilizar la curva, evitar el exceso de movilidad en los puentes de noviembre y diciembre y "salvar", así, la Navidad: “Es una oferta generosa, duplicando ya lo que para nosotros debería ser un límite básico, que es la jurisprudencia que tenemos hasta ahora, y razonable para lo que pide la UE”.

Por otra parte, Casado ofrece su apoyo si Sánchez se compromete a acometer el "plan B" que propone su partido para hacer posible una alternativa al estado de alarma mediante la modificación de una ley orgánica a través de la que también sería posible limitar la movilidad.

Casado asegura que la propuesta de Sánchez es “la constatación de un gran fracaso”, después de que en julio anunciara que se había derrotado al virus, se fuera de vacaciones y responsabilizara a las CCAA de la gestión. "El Gobierno se parapeta en las comunidades con el resultado de que habrá 17 posturas diferentes", apunta para incidir: “O no se dijo la verdad entonces o había una agenda oculta”.

Igualmente, mantiene que la responsabilidad en periodo de pandemias es del Gobierno y no resulta adecuado que se “parapete” en las CCAA. “Eso no es gobernanza”, señala el presidente del PP, quien pone como ejemplo la labor de coordinación de Merkel y asegura que no puede haber “17 mandos sanitarios y 17 respuestas distintas”.

El PP tiende la mano a Sánchez en material de salud, pero pide que baje el IVA de las mascarillas y más controles en los aeropuertos y estaciones de ferrocarril.

El control parlamentario al que debe someterse el Gobierno para prorrogar el estado de alarma "preocupa" a Casado, que prefiere una fórmula "limitada en el tiempo". Además, el líder del PP ha dejado caer que hay "aspectos" del decreto que "podrían ir contra la Constitución", porque no habrá control jurisdiccional en la limitación de derechos fundamentales que plantea el real decreto.

El líder del PP recuerda que la figura del estado de alarma es una “excepcionalidad constitucional”, que tiene que estar “tasada” en tiempo y alcance, y sujeto a un control parlamentario que no se puede sustituir por la comparecencia del ministro Salvador Illa. Señala que el texto contraviene las recomendaciones de la Comisión Europea y del Consejo de Europa porque la excepcionalidad de los estados de alarma debe durar lo menos posible y acudir a la legislación ordinaria.

El Gobierno lo rechaza

Al respecto, el Gobierno de coalición no quiere que el PP ponga condiciones y apoye el estado de alarma propuesto de seis meses porque es lo que recomiendan los expertos para superar la segunda ola del coronavirus. Así, al término de la XXIII Conferencia de Presidentes, la ministra de Política Territorial, Carolina Darias, ha pedido al PP que "abandone sus condiciones" para fijar así el mismo horizonte para la pandemia se se están marcando en otros países europeos: "No es el momento de poner palos en las ruedas. Este Gobierno hace caso a la ciencia".

"Es un plazo de máximos, pero no de mínimos", ha explicado la ministra desde el Senado para recordar que la alarma se podría levantar antes, siempre y cuando se den las condiciones que permitan hacerlo por una mejoría de la situación epidemiológica. Darias ha insisido en que pedir seis meses de estado de alarma obedece únicamente a recomendaciones de los expertos. La ministra ha remarcado que este plazo "no es inamovible", pero siempre y cuando se detecte, una vez declarado el estado de alarma, una buena evolución de la relación de contagios que permita levantar la situación, cifrada en 25 casos por 100.000 habitantes.

Pese a que el Gobierno traslada gran parte de la gestión a las comunidades autónomas, Darias ha subrayado que la aplicación del estado de alarma será diferente al de la pasada primavera, porque, ha dicho, es producto de la "cogobernanza". Ha dicho que serán los presidentes autonómicos los que van a "modular" el estado de alarma en función de los datos epidemiológicos. Para terminar, ha recordado si se autoriza en el Congreso la prórroga del estado de alarma, comparecerá cada 15 días en la Comisión de Sanidad para dar cuenta de su desarrollo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios