www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

BORRASCA BARRA

Alerta máxima en Zaragoza por la crecida del Ebro

Miembros de la UME trasvasan agua de un colector al río en la localidad zaragozana de Pina de Ebro por la punta de la crecida del río que ha llegado con un caudal de 2.000 metros cúbicos, este miércoles.
Ampliar
Miembros de la UME trasvasan agua de un colector al río en la localidad zaragozana de Pina de Ebro por la punta de la crecida del río que ha llegado con un caudal de 2.000 metros cúbicos, este miércoles. (Foto: EFE)
Efe
miércoles 15 de diciembre de 2021, 15:04h

El caudal máximo de la crecida ha alcanzado Pina de Ebro, aguas abajo de Zaragoza, donde llegó ayer con 1.118 metros cúbicos por segundo, y esta tarde lo hará a la estación de aforos de Gelsa. Mañana alcanzará el pantano de Mequinenza, con suficiente aforo de almacenaje tras el desembalse continuo desde hace una semana de 1.500 m3/s.

Mientras la crecida extraordinaria del Ebro ha superado en Tudela la magnitud de la riada de 2015, la última gran avenida registrada en el eje del cauce, con 2.700 metros cúbicos/segundo frente a los 2.580 m³/s de hace seis años, aguas abajo el caudal se ha atenuado y ha rondado el medio metro por debajo.

En este sentido, la jefa de Hidrología de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), María Luisa Moreno, ha reiterado la efectividad que han tenido las obras realizadas en el cauce en Pradilla, donde los caudales máximos fueron 50 centímetros inferiores a los de 2015, igual que ha ocurrido en Zaragoza.

Para mitigar los daños de esta crecida, fruto de moderadas y persistentes precipitaciones registradas en la cuenca desde la cabecera hasta los Pirineos, la CHE ha llevado a cabo intervenciones en Novillas, Boquiñeni y El Burgo de Ebro, términos donde se han reforzados motas y se han realizado cordones.

También se han asesorado las actuaciones que se han llevado a cabo desde el Centro Operativo de Mando en Remolinos y Pina de Ebro y se ha estado en permanente seguimiento y observación in situ de la evolución de la crecida, en prevención de posibles inundaciones de núcleos urbanos.

Aragón pide declarar la zona catastrófica

El Gobierno de Aragón ha aprobado este miércoles formalmente la petición al Ejecutivo central de declaración de zona catastrófica para las poblaciones afectadas por la crecida extraordinaria del Ebro que, según las primeras estimaciones, ha anegado en torno a 12.000 hectáreas de cultivos.

Así lo ha avanzado la titular de Presidencia, Mayte Pérez, tras el Consejo de Gobierno en el que se ha aprobado esta petición después de que el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, confirmara este martes en su visita a las zonas afectadas de Pradilla de Ebro que aprobará el Consejo de Ministros esta declaración el próximo viernes para poner en marcha todos los resortes del Estado para paliar los daños a los afectados por la riada.

El objetivo, ha remarcado Pérez, es facilitar lo antes posible la reparación de los daños causados por la crecida, cuya gestión como emergencia, con dos reuniones diarias del Centro de Coordinación Operativa Integrada (Cecopi) y la participación de medio millar de efectivos entre todas las administraciones aún no ha concluido y, por tanto, la evaluación de daños todavía tendrá que esperar para que sea "más meticulosa y concienzuda".

En todo caso, ha incidido en que es claro que las afecciones van a ser "de magnitud" y requerirán "de un intenso esfuerzo" de todas las administraciones para reparar todos los desperfectos y resarcir a los afectados. Pérez ha apuntado, respecto a los tiempos en los que puedan llegar las indemnizaciones, que los expedientes de esta naturaleza necesitan un "trabajo enorme de justificación" y que a pesar de que se instale "en el imaginario colectivo" la tardanza, el Gobierno central "ha imprimido bastante ritmo". En cuanto a ayudas que pueda disponer el Gobierno aragonés más allá de las del central, ha insistido en que primero es preciso analizar la situación.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
4 comentarios