www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CORONAVIRUS

Abarca: "Sin la Sanidad privada, habrían muerto 30.000 personas más" por Covid-19

Abarca: 'Sin la Sanidad privada, habrían muerto 30.000 personas más' por Covid-19
Ampliar
(Foto: Twitter: @NewEconomyForum)
viernes 12 de junio de 2020, 11:32h

Juan Abarca Cidón, presidente del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad-IDIS y presidente de HM Hospitales, ha destacado la importancia de la Sanidad privada en España durante la crisis del coronavirus. En un encuentro online de Nueva Economía Fórum, Abarca ha señalado que "el sector sanitario privado ha estado allí donde ha hecho falta". "Antes de la declaración de alarma se puso a total disposición de los pacientes", ha apostillado.

En este punto, ha informado que durante la crisis sanitaria los centros privados atendieron a más de 25.000 pacientes en planta y 2.500 en UCIs. Igualmente, ha citado el sobreesfuerzo que hicieron para traer material sanitario a nuestro país, así como las "inversiones millonarias" para aumentar el número de profesionales, las camas de UVIs y mejorar las instalaciones.

A su juicio, tenemos una Sanidad conjunta, pública y privada, que ha soportado este embiste de la Covid-19. Para él, no se ha caído ningún mito y aún defiende que España tiene la mejor Sanidad del mundo: "No creo que ningún sistema hubiese aguantado de golpe lo que hemos tenido". "En Madrid, hemos vivido una auténtica de situación de guerra sanitaria", ha añadido.

Así, considera que esta pandemia "ha puesto en valor" la función de la Sanidad privada, pues si no existiera -ha puntualizado- "habrían muerto 30.000 personas más". Abarca ha contado que hubo días que tenían 150 ingresos diarios y han tenido que rechazar pacientes porque no había camas suficientes para atenderlos. No obstante, ha especificado que estos -más de 60, según sus datos- procedían todos de las aseguradoras y no de la Sanidad pública. "Estábamos bajo un mando único y todos los días poníamos nuestras camas a disposición de la Comunidad de Madrid", ha recordado.

Además, ha defendido que cada decisión que se ha tomado ha sido "bajo indicaciones de los profesionales". No era cuestión de poner un respirador, sino de salir del respirador. En HM Hospitales no recibieron órdenes en ese sentido. "En Madrid no se ha podido hacer más", ha manifestado.

"Desde el punto de vista económico, este año está perdido. No tenemos intención de obtener beneficio económico con esta crisis", ha asegurado. "Ha habido comunidades autónomas en las que nos han obligado a cerrar policlínicos. No nos han dejado hacer ERTEs en ellos. Si queremos mantener a la gente que trabaja con nosotros, es necesario que se nos compense por lo menos por los gastos que hemos tenido", ha matizado.

Aunque ha admitido que desconoce a cuánto asciende la cifra de los gastos soportados por la Sanidad privada, Abarca ha afirmado que están saliendo de la crisis gracias al colchón que tienen reservado y la ayuda que puedan estar dando las compañías aseguradoras.

La inversión en el sistema sanitario público cayó en 2008 y no se recuperó hasta 2018. El privado pasó de 24.000 millones de inversión a 30.000 millones. "Lo que se hagan los pacientes en la Sanidad privada lo ahorran a la Sanidad pública", ha detallado. Ha cifrado ese ahorro en 5.100 millones de euros. Sólo el sector sanitario privado hace el 25% de las Urgencias, por ejemplo, descargando eso en dinero y en recursos de la Sanidad pública. Desde IDIS, lo que quieren es que "las cosas funcionen lo mejor posible, que no haya listas de espera". Ha aseverado que el modelo de mutualismo de la Administración es eficiente y que los políticos están para lo que quiere la sociedad: "Un sistema sanitario accesible, justo, mejor y equitativo".

"Si no ayudan al sector privado, el primer afectado va a ser la sociedad española" y, en este sentido, ha recordadi que la Sanidad pública "nunca ha sido capaz por sí mismo de soportar la demanda total de la población". "Lo que está claro es que juntos sumamos mucho más", ha insistido

Ha considerado también que la desescalada se ha hecho correctamente y que el número de nuevos casos y de fallecidos está bajando. No obstante, ha opinado que habría que combinar la emergencia sanitaria con la economía. "Ha habido gente que no ha ido a los médicos y están llegando pacientes con cánceres más avanzados de lo habitual o con problemas cardiológicos graves: esta es la otra ola", ha lamentado. Hoy por hoy, hay "mucho menos virus, lo que no quiere decir que no haya rebrotes, pero son rebrotes puntuales". En su opinión, actualmente, el mayor riesgo está en la apertura de fronteras, sobre todo en el turismo que viene de Iberoamérica.

Por otro lado, ha considerado que "hubo un error de previsión" cuando le preguntaron por las las manifestaciones del 8-M y otros eventos en Madrid. "Hubo presión social y política para que no se cancelaran", ha contado. En HM Hospitales, ha asegurado, adoptaron medidas antes del 8 de marzo: desde finales de febrero ya se impartió el primer curso a profesionales sobre el coronavirus. Ha reconocido que no conoce al comité de expertos poque es "muy secreto" y que Fernando Simón se equivocó al decir que no desaconsejó a su hijo que fuera al 8-M: "Claramente no se hizo bien. Los epidemólogos no hicieron bien su trabajo". En este sentido, cree que es necesario reflexionar y estar mejor preparados para hechos venideros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+
0 comentarios