www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ELECCIONES 14F

Illa gana pero los partidos separatistas incrementan su mayoría absoluta

lunes 15 de febrero de 2021, 00:36h
Vox irrumpe en el Parlament con 11 escaños, el doble que Cs y PP, que se hunden.

Con el escrutinio finalizado, los independentistas logran otra vez mayoría suficiente en el Parlament para gobernar gracias a ERC, Junts Per Catalunya y la CUP. El PSC de Salvador Illa, pese a la victoria moral que da ganar las elecciones en número de votos, fracasa en su intento de poder decidir el cambio en el Gobierno catalán porque todo depende ahora de lo que decida la Esquerra Republicana de Oriol Junqueras. Por otra parte, Vox supera al PP, que abre una crisis en el partido al no lograr grupo parlamentario, pero no es mucho mejor la de Inés Arrimadas tras el hundimiento de Cs en su feudo original.

De esta forma, el triple empate técnico entre PSC, ERC y JxCat, con 33, 33 y 32 escaños respectivamente, deja la elección en manos de Esquerra, que ya ha optado por reeditar el Gobierno separatista con Junts y La Cup (9 escaños). No es desdeñable la presión del entorno independentista, tanto política como social, ya que, por primera vez, más del 50% de los votos abogan por la independencia de Cataluña. Superan holgadamente la mayoría absoluta y no parece que hubiera duda en saber que el presidente de la Generalitat sería, nuevamente tras la interinidad, Pere Aragonès.

Las declaraciones después de conocerse los resultados son muy claras y tanto Junqueras, que ha dicho que ha habido un “mensaje claro” del pueblo de Cataluña, como la líder de Jxcat, Laura Borràs, que ha dicho que “esto ha de tener consecuencias políticas”, han valorado que los partidos independentistas hayan conseguido el respaldo del 50% de los votos.

Igual de contundente se mostraba Aragonès cuando afirmaba que el independentismo “hace historia”, este es un país que inicia “una nueva etapa”, tenemos una fuerza inmensa para conseguir la independencia, el referéndum, la república y la amnistía. Ya ha dicho que defenderá su investidura y que desea un gobierno con todas las fuerzas soberanistas.

Consecuencias en Madrid

Esta opción tendría más consecuencias de las que se pueden dirimir en Cataluña, ya que afectaría colateralmente a las relaciones de ERC con el PSOE del Gobierno en Madrid, concretamente con los apoyos puntuales en el Congreso de los Diputados. Si Esquerra toma una senda separatista más directa, con un “gobierno amplio”, perdería la capacidad de coacción que tiene actualmente y que ha llevado a concesiones de Pedro Sánchez impensables en otras circunstancias, pero que paraban el procés.

Al tener que someterse al escrutinio de sus socios de Gobierno, que reprocharían que no se avanzase en la independencia, ERC no atendería de igual modo las peticiones de la bancada socialista. Habría que esperar a ver hasta dónde sería capaz de llegar Sánchez ante un endurecimiento de las exigencias independentistas.

En Cataluña, sin embargo, Illa quiere hacer valer su victoria y ya ha anunciado que se presentará a la investidura toda vez que los socialistas catalanes han pasado de 17 escaños a 33 y han ganado con más del 23% de los votos. El exministro de Sanidad se ve fuerte y tras conocer los resultados apuntaba también: "El cambio ha llegado para quedarse. La victoria de hoy es el primer paso adelante porque el cambio es imparable”.

Si finalmente Junqueras optara por el tripartito, porque así se libraría de los hasta ahora socios de Gobierno encarnados en la figura de Laura Borràs a las órdenes de Carles Puigdemont, y con los que tantos problemas de gobernabilidad y política han tenido, habrá que ver quién ocupa la Presidencia, si Pere Aragonés o Salvador Illa. Pero no parece que se vaya a producir tal disyuntiva.

Triple sorpaso de Vox

Más abajo en el tablero de resultados, con más de un millón de votos menos por la abstención del 20% de los llamados a las urnas, irrelevantes se presentan para decantar mayorías, a tenor de su número de escaños, formaciones como VOX, Ciudadanos, Podemos, PP y PdeCat.

Sin embargo, una de las sorpresas de las elecciones ha sido que la formación de Santiago Abascal en Cataluña no solo ha superado al PP, hecho especialmente significativo tras la “ruptura” del PP en el Congreso, sino que ha logrado el famoso sorpaso también con Ciudadanos y Podemos.

Con Ignacio Garriga, que se ha autoproclamado "líder de la oposición" al independentismo y a la izquierda, Vox ha logrado 11 escaños y con más que la suma entre Cs y PP se convierte en la cuarta fuerza política en Cataluña a pesar de la difícil campaña que ha protagonizado.

Con 85.000 votos y tres diputados menos, el candidato del PPC, Alejandro Fernández, ha admitido que sus resultados han sido "muy malos" al no haber logrado los dos objetivos que se habían marcado: crecer y obtener grupo parlamentario.

Pero otra de las debacles de la jornada es el hundimiento de Ciudadanos que deja de ser la fuerza más votada al perder casi un millón de votos después de haber sido la formación más votada en las últimas elecciones catalanas.

Su presidenta, Inés Arrimadas, con tan solo 6 escaños desde los 36 de los últimos comicios, ha convocado ya para este lunes a las 19:00 horas y de forma presencial en la sede del partido en Madrid una reunión urgente del Comité Ejecutivo por el descalabro.

Por su parte, Podemos ha aguantado el resultado en Cataluña y los comunes han logrado conservar los ocho diputados que tenían, pero es muy probable que no puedan aportar a un Ejecutivo de izquierdas para la Generalitat después de que ERC haya suscrito el veto independentista al candidato del PSC y ha haya anunciado su opción por la vía independentista.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios